Desarrollado por profesionales criados en libertad

La etiqueta criados en libertad vende, y parece ser una tendencia (aunque lenta y, de momento, minoritaria). Pero empezamos a valorar cosas como las condiciones en las que se han criado aquello que consumimos, incluyendo no sólo el espacio físico sino también alimentación, cuidados y tratamientos ante enfermedades. Mercadona ya ha anunciado que en 2023 sólo venderá huevos de gallinas criadas en libertad, sumándose a la tendencia de otras cadenas (ver el artículo Los huevos de Mercadona).

Reconociendo la importancia del adecuado cuidado de animales y plantas, por una cuestión de justicia con la madre naturaleza y de calidad de los alimentos que compramos … ¿por qué no nos planteamos lo mismo con cosas como el software? ¿Os imagináis una aplicación que se publicitara como Desarrollada por programadores criados en libertad.

Programadores criados en libertad

El mantra de moda es el ser creativos en el trabajo. Pero la creatividad requiere de libertad para

Existen terribles enemigos de la libertad, como el micromanagement. Recordemos la famosa cita del general Patton:

No les digas CÓMO hacer su trabajo, diles QUÉ tienen que hacer y te sorprenderán con su ingenio.

O de Steve Jobs:

No tiene sentido contratar a personas inteligentes y después decirles lo que tienen que hacer. Nosotros contratamos a personas inteligentes para que nos digan qué tenemos que hacer.

O de Ed Catmull, creador de Pixar:

La seña de identidad de una cultura creativa saludable es que la gente se sienta libre de compartir ideas, opiniones y críticas. La falta de franqueza, si no se controla, puede conducir en última instancia a la aparición de entornos disfuncionales.

Libertad vs Postureo

Volviendo al símil de los huevos, la libertad también tiene que ver con el espacio físico en el que uno desarrolla su actividad. Por ejemplo, los famosos cubículos parecen más jaulas que lugares de trabajo (memorable este chiste de Dilbert al respecto).

Criados en libertad. ¿Seguro?
¿Cubículos o jaulas?

Y luego están los que optan por el extremo opuesto (sobre todo mucha startup): pensar que la clave del éxito son los futbolines, consolas y clases de ukelele.

No me pondré filosófico ni metafísico porque creo que el concepto de libertad se entiende con lo que acabo de explicar. Sin embargo, sucede a veces que el postureo empresarial se disfraza de libertad. Y, no. Me temo que tener futbolines, mesas de ping-pong, videoconsolas o ukeleles no corresponde precisamente al concepto de libertad bien entendida.

Brutal el siguiente tweet de la cuenta @PostureoStartup.

Un entorno de trabajo adecuado, que fomente la comunicación, el conocimiento y la creatividad es fundamental. Pero no basta con eso. Puede molar, sí, pero producto/servicio, modelo de negocio y clientes deben ir primero. Como ya decía Javier Megías en uno de sus míticos artículos, Menos postureo emprendedor y más … ¿descansar?

Y, por encima de todos ellos, la cultura de empresa.

Es la cultura de empresa la que nos va a decir si los profesionales de la misma están siendo criados en libertad o no.Haz click para twittear

Y, por supuesto, la libertad se sustenta sobre los pilares de un sueldo y contratos dignos. Pero, de eso, hablaré otro día.

Print Friendly, PDF & Email

5 comentarios

  1. Ojo con la frase de “Desarrollado por programadores criados en libertad”, que es demasiado buena para que alguien no te la robe (eso si no la están usando ya en algún sitio). Está a la altura del “el blog en el que aprenderás inglés y, si te descuidas, hasta español”. Qué coño, le voy a decir al Víktor que lo incluya en Yentelman… “Desarrollado por Umpalumpas criaods en libertad”. *se recuesta y empieza a ver cómo le llueven las visitas

    1. 😀 ;D

      El MIracielos … Escrito por un pez criado en libertad 🙂

      Lo de los Umpalumpas es brutal. Yo cada vez que tengo vacaciones sueño con que unos generosos Umpalumpas hayan hecho el trabajo en mi ausencia. De momento, tendré que seguir soñando :'(

  2. Hola Ángel

    Viendo el nivel de corrupción que está destapando el máster de Cifuentes, platearse la libertad es pura utopía. La red clientelar ahoga todo intento de libertad.

    Así que habrá que ir pensando mejor en algo suficientemente libre.

    Un abrazo.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.