Nueva colaboración: Hablando de Digitalización en Heraldo de Aragón

Cuenta la leyenda familiar que la primera vez que probé el alcohol fue de muy pequeño, y algo tuvo que ver Heraldo de Aragón en ello. Mi padre solía leer la prensa sentado en el sillón, oculto tras las enormes páginas que tenía Heraldo por aquella época. Un día decidí dar un sorbo a la copa de coñac que se había servido él para acompañar la lectura y el café. Tan parapetado estaba tras las susodichas páginas que no vio cómo su primogénito decidió probar a qué sabía eso. La copa vacía y mis andares algo erráticos debieron delatarme. La cosa no fue a mayores, pero supongo que eso explica que todavía hoy sienta cierto asco ante el solo hecho de oler una copa de coñac.

¿Por qué cuento esto? Porque Heraldo a estado siempre en mi casa. Como muchos aragoneses, fue durante mis 14 años en Madrid el contacto con las noticias que sucedían en Aragón, mi tierra,, en su edición digital. Y todavía sigue siendo mi periódico de referencia.

Hace unas semanas me llamó Luis Menéndez, Jefe de Economía de Heraldo, ofreciéndome la oportunidad de escribir una columna mensual sobre digitalización en el suplemento dominical de economía. Obviamente acepté encantado. Siempre me complace escribir en medios, pero si la petición viene de mi tierra, el orgullo es doble (si cabe).  Dicha colaboración se suma a la que ya hago para el suplemento de Ciencia y Tecnología Tercer Milenio, que dirige Pilar Perla, y a quien tengo que agradecer haber puesto mi nombre sobre la mesa para el suplemento de economía.

Podéis leer todos los artículos que voy publicando en Tercer Milenio en este enlace.

De momento no existe la versión digital del suplemento de economía, pero iré compartiendo los artículos desde El Miracielos (listado en este enlace). Para los que vivís en Aragón, siempre podéis comprar la edición impresa. Por cierto, hay otras contribuciones de amigos y excelentes profesionales como Juan Martínez de Salinas.

Seguiremos informando.

Print Friendly, PDF & Email

2s comentarios

¡GRACIAS POR COMENTAR!